martes, 18 de agosto de 2009

La “Tombovskaya”, mafia rusa, podría haber financiado al Pocero

Tras la noticia dada el pasado día 5 de agosto por El Mundo, según la cual la empresa de un individuo relacionado con la mafia calabresa e imputado en el caso Malaya, pagó más de 700.000 € al ex alcalde que aprobó el PAU del Pocero en Seseña; nuevas noticias relacionadas con el crimen internacional, esta vez con la mafia rusa, vuelven a vincular la delincuencia internacional con la provincia de Toledo y, en concreto, con Seseña.

Ahora resulta que la Audiencia Nacional investiga si la truculenta tentativa de secuestro de que fue objeto el hijo mayor de Francisco HernandoEl Pocero”, estuvo relacionada con un préstamo de 30 Millones de Dólares que la Tombovskaya, una de las más importantes y sanguinarias organizaciones criminales de Rusia, habría hecho al Pocero a través de dos entidades bancarias situadas, respectivamente, en las Islas Vírgenes británicas y en el emirato de Dubai.

En la segunda fase de la Operación Troika fueron detenidos en Málaga y Marbella tres abogados acusados de blanqueo de capitales y de pertenencia a esta organización criminal. Se trata de Kiril Illine Yudasehev, Francisco Eloy Ocaña y Antonio de Fortuny Maines. Igualmente, llama la atención que las empresas del ex alcalde de Seseña, José Luis Martín ―una de las cuales fue la que facturó los 700.000 € a la sociedad del presunto miembro de la 'Ndrangheta, Giovanni Piero Montaldo― estén administradas desde una gestoría de Málaga ―que como todo el mudo sabe, está a tiro de piedra de Seseña― denominada Cruces & Asociados, cuyo administrador único es el letrado malagueño Alvaro Cruces Navarro. Esta gestoría presenta notables características que, con toda seguridad, protagonizarán alguna noticia de calado durante el mes de septiembre. Entre tanto, reproduzco el artículo publicado hoy por El Mundo, que se puede descargar íntegramente, pulsando sobre la imagen:


El Mundo

Fernando Lázaro | Joaquín Manso | Madrid

“El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón ha interrogado al conocido delincuente Luis Rodríguez Pueyo, cabecilla de la banda que en abril de 2008 intentó secuestrar al hijo mayor de 'Paco el Pocero', para averiguar si es cierto, como él asegura, que actuó por encargo de la mafia rusa Tambovskaya, a la que el constructor debería 30 millones de dólares, según esa versión.

Fuentes jurídicas informaron a EL MUNDO de que Rodríguez Pueyo, condenado en el 'caso Arny', reconoció al juez que él mismo organizó el rapto, y afirmó que lo hizo por encargo de Vladislav Reznik, diputado del partido de Vladimir Putin y presidente de la Comisión del Mercado Financiero de la Duma, contra el que pesa una orden de busca y captura internacional dictada por Garzón por sus presuntos vínculos con el capo de Tambovskaya, Gennadios Petrov, encarcelado en España por el mismo juez.

El magistrado de la Audiencia Nacional dirigió en junio de 2008 una gran operación que desarticuló el complejo Tambovskaya-Malisevskaya, que actuaba desde España blanqueando dinero y del que se sospecha que ordenaba decenas de extorsiones, secuestros y asesinatos.

La Policía investiga ahora si existió esa relación entre la mafia rusa y la banda de Rodríguez Pueyo -en la que estaba integrado Raúl Brey, primo de Mariano Rajoy-, que cayó cuando fue liberada por los GEO en Almonte (Huelva) otra de sus víctimas: el empresario Rafael Ávila”.